Christina se mudó con su familia a Alemania desde Venezuela cuando ella tenía 10 años; 19 años después nos llamaba para que le grabáramos el video de su boda. Fue así como terminamos haciendo una boda alemana en Barcelona.

Ese sábado partimos temprano hacia las afueras de la ciudad donde se realizaría la boda. Todos los preparativos, la ceremonia y convite se realizaría en el mismo lugar, por lo que al llegar tuvimos oportunidad de recorrer la finca.

El sitio era increíble, tenía una vista hermosa de la costa con el Mediterráneo de fondo, jardines llenos de pavos reales que andaban sueltos y una casa con salones amplios y techos altos.Al rato de haber ya hecho el recuento de lugares llegó la novia, cuando la saludamos nos miró raro y nos dijo: mi hermana ya viene…

Christina era gemela y no lo sabíamos. Al pasar las risas y saludar a la verdadera novia nos pusimos a acomodar los equipos y fue cuando llegó el novio.Raphael es un tipo tranquilo, súper amable que siempre tuvo la mejor disposición de ayudarnos y de hacer lo que le pidiésemos con una enorme sonrisa, al igual que Christina. Ambos estaban súper relajados, la  verdad es que llevaron el día de su boda con mucha calma.

La ceremonia se realizó en una pequeña capilla en el lugar, con 2 sacerdotes, uno alemán y otro español, al final fue una boda completamente en alemán con algunos párrafos en Español. La verdad es que con los chicos se nos hizo todo muy fácil, porque tanto ellos como sus familias nos hicieron sentir como uno más, siempre pendientes y dispuestos a ayudar en lo que pudieran. De corazón gracias por dejarnos ser parte de su historia.

Aca les dejo el Highlight «Meine Liebe»

Beli.